Mostrando entradas con la etiqueta Teresa Southwick. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Teresa Southwick. Mostrar todas las entradas

lunes, 29 de diciembre de 2014

Teresa Southwick - Serie Novias del desierto 01,02,03


01 -  Atrapar a un jeque
Penny ya no creía en el amor... hasta que lo conoció a él.
Penelope Doyle todavía tenía que encontrar a un hombre que no se convirtiera en rana al primer beso y, cuando el peor ejemplo de la especie humana le robó el corazón y sus ahorros, juró no volver a creer en cuentos de hadas.
Por eso decidió aceptar un empleo en El Zafir y conoció a su nuevo jefe, Rafiq Hassan, un verdadero príncipe que, con su magnetismo, la hacía desear volver a creer en el amor. Obviamente, todo un jeque no se molestaría siquiera en mirar a una chica como ella, por muy inteligente que fuera.
Pero entonces la besó...





02 - Besar a un jeque
Debía ser sincera... y fea.
Crystal Rawlins estaba desesperada por conseguir un trabajo, por eso habría hecho cualquier cosa con tal de convertirse en la niñera de los hijos del jeque Fariq Hassan. Y no pensó que una mentirijilla sobre su apariencia tuviera la menor importancia... Pero entonces conoció a su jefe: un hombre alto, moreno e impresionante.
Fariq Hassan ya no se fiaba de las mujeres guapas. Afortunadamente, su nueva niñera era todo menos atractiva... y aun así, lo cautivó con su vivacidad y sus apasionados besos. Pero no entendía por qué se empeñaba en alejarse de él o qué escondía tras esas enormes gafas y esa extraña indumentaria.





03 -  Casarse con un jeque
Cuidado con los jeques atractivos... y los jardines iluminados a la luz de la luna.
En cuanto Kamal Hassan la tuvo entre sus brazos, Ali Matlock le entregó su corazón. Aunque el jeque era el soltero más codiciado del mundo, Ali quería algo más que la apasionada aventura que le ofrecía.
Kamal tenía la obligación de casarse y dar un heredero a su país. Y desde aquel mágico beso, supo que Ali era todo lo que deseaba en una mujer... y en una esposa. Y si no tenía cuidado, acabaría pronunciando las dos palabras que ella tanto deseaba escuchar: "cásate conmigo".

sábado, 8 de noviembre de 2014

Teresa Southwick - Serie Marchetti 01,02,03,04,05


01 -  Amigos Del Alma
Steve Schafer, amigo de toda su familia desde pequeño y el ejecutivo más irresistible de toda California, le ofreció su apellido a Rosie y al hijo que estaba esperando. Aún así, el muy testarudo estaba convencido de que ella se merecía más. ¿Pero quién podría superar a Steve? Sus besos y sus suaves caricias la hacían desear que fueran marido y mujer en todos los sentidos. Por suerte, contaba con un bebé muy especial para persuadirlo...

 02  Por un beso
Abby Ridgeway siempre había pensado que Nick Marchetti era, además de su jefe, su mejor amigo. La persona que siempre había estado a su lado cuando lo había necesitado. Pero el último beso que Nick le había dado no era sólo un beso de amigos, había despertado en ella emociones desconocidas que la confundían. Todo cambió entre ellos a partir de entonces.
Era como enfrentarse a una tempestad. Si daba rienda suelta a esos sentimientos nuevos, podía perder aquella amistad tan especial que ya compartían. ¿Podría Abby arriesgarlo todo con la esperanza de transformar aquel beso en un compromiso para toda la vida?

03 -  Besos que enamoran

La enfermera Liz Anderson tenía los típicos síntomas del amor. Cuando veía a Joe Marchetti, su corazón se aceleraba, sus mejillas enrojecían y sentía un intenso deseo de arrojarse a sus brazos.
Lo malo era que no había ningún tratamiento infalible. Lo único que podía esperar era que su estado fuera contagioso... ¡y que Joe sintiese lo mismo por ella! Quizás podría transmitírselo besándolo...














04 -  Ingrediente Secreto Amor
Receta para llegar al corazón de los solteros:
1 Alex Marchetti (soltero empedernido)
1 Fran Carlino (belleza reacia al matrimonio)
1 atracción hervida a fuego lento
2 familias casamenteras
1 ingrediente secreto: amor
Combina a la apasionada chef Fran Carlino con el estirado soltero Alex Marchetti. Ve aumentando la atracción mutua. Añade una pizca de tensión, una generosa cucharada de romanticismo y mucha intervención familiar.
Finalmente, mezcla trabajo y placer, sube la temperatura y espera el desarrollo de los acontecimientos...

05 -  Noche de Locura

Madison Wainright era una mujer sensata que sabía que debía ocultar lo que sentía por su amigo, el atractivo Luke Marchetti. Pero una noche, Maddie perdió el control... y la virginidad entre los apasionados brazos de Luke. ¡Y se quedó embarazada!
Con un pequeño en camino, Luke se prometió a sí mismo que se casaría con la joven abogada. Entre tanto, intentó convencerse de que seguían siendo sólo amigos y que aquello que sentía con ella era algo... platónico. Sin embargo, tuvo que admitir que cada vez tenía más razones para convertirla en la señora Marchetti.

sábado, 16 de marzo de 2013

Teresa Southwick - Serie: Cura de amor 1,2,3,4,5,7,8,9,

01 Confeciones secretas
Hay algunas heridas que nunca se curan… o quizá sí
A Gabe Thorne le parecía que Rebecca Hamilton no tenía la edad suficiente para practicar la medicina y mucho menos para ayudar a su hermana pequeña durante un difícil embarazo. Pero no podría haber estado más equivocado, porque aquella doctora sabía muy bien lo que hacía. Era amable y muy hermosa. Lástima que él hubiera decidido hacía ya mucho tiempo dejar de buscar una mujer así…
Había algo en Gabe que la emocionaba. Rebecca sabía que el guapo viudo había sufrido una dura pérdida. Ella también lo había hecho. En el rostro de aquel hombre veía el amor y la familia que siempre había deseado… y que jamás podría tener.





02 Nadie como él
El padre de su hijo había vuelto…
Kate Carpenter no supo qué pensar cuando Joe Morgan apareció de nuevo en su puerta. Tras descubrir que estaba embarazada, Kate había esperado recibir noticias del marine y piloto de helicópteros, pero no había sabido nada de él. ¿Por qué habría vuelto a su vida después de abandonarla sin mirar atrás?
Joe quería ser el padre del pequeño T.J. y no iba a permitir que Kate se interpusiera en su camino. Ella no sabía que lo que lo había mantenido con vida durante su dura misión había sido el pensar en su hijo y en ella. Pero, ¿impedirían los demonios del pasado que Joe reparara el mal que le había hecho a Kate y juntos formaran una familia para siempre?






03 Noche robada

Estaba embarazada de un hombre que no tenía el menor interés en formar una familia…
A Mitch Tenney le precedía su reputación. Según se decía, el guapo doctor de increíbles ojos azules hacía verdaderos milagros en el quirófano. Pero debido a sus rudos modales, Mitch estaba a punto de ser despedido, a no ser que Samantha Ryan pudiera ayudarlo.
Con su buena disposición y sus grandes dotes de persuasión, Sam estaba segura de poder devolver al doctor Mitch al buen camino. Lo que no esperaba era que él también tuviera grandes dotes de persuasión… y de seducción.





04 Un amor para recordar
Él tenía derecho a saberlo
Emily Summers nunca olvidaría la apasionada aventura que vivió con Cal Westen y que la dejó anhelando lo que él no podría darle nunca.
Pero el carismático médico de Urgencias, alérgico al compromiso, sí le había dado algo. Y ya era hora de que supiera la verdad… para que pudiera convertirse en el padre que su hija necesitaba.
Dos años atrás, Emily le había abandonado. ¿Y ahora le decía que tenían una hija? La sensual trabajadora social le había hecho daño en una ocasión, y él no estaba dispuesto a volver a cometer el mismo error. Pero entonces conoció a su hija. Y Cal comenzó a sentir cómo su corazón se expandía para dejar sitio a las dos mujeres de su vida.





05 Fantasías con el jefe
No podía seguir resistiéndose a su nuevo jefe
Cuando el doctor Jake Andrews llegó al Mercy Medical West, todas las mujeres se desmayaron al verle. Todas menos la enfermera Hope Carmichael, una joven viuda decidida a no enamorarse de nuevo para no volver a sufrir.
Hope parecía inmune a los encantos del apuesto cirujano, aunque dejaba volar su imaginación pensando cómo sería una noche con él. Sin embargo, cuando su fantasía se hizo realidad, tuvo que luchar con todas sus fuerzas para no caer rendida a los pies de Jake, su nuevo jefe. Pero, bajo la máscara de arrogancia y ambición de aquel médico irresistible, se ocultaba el deseo de hacer cualquier cosa por ganarse el corazón de su enfermera favorita.




07  Una proposición increíble
 Su historia de amor podía tener una segunda parte

A pesar de que Ryleigh Evans ya no sentía nada por su exmarido, estaba segura de era el hombre perfecto para darle el hijo que ella siempre había querido tener. Sin embargo, seguía existiendo atracción entre ellos,
aunque Ryleigh se negaba a creer que el sexy pediatra la dejara llegar a su corazón…Nick Damian se quedó de piedra al ver aparecer a su exmujer para ofrecerle una oportunidad única. No dudó en aceptarla. Ya había dejado escapar a Ryleigh una vez y no quería volver a cometer el mismo error.





08 Enamorada de don Perfecto

¿Domar al soltero más atractivo del Hospital Mercy?
Avery O’Neill había decidido ignorar las chispas que surgían entre ella y el guapo cirujano Spencer Stone, aunque esas chispas provocaran que le temblaran las rodillas a cada instante. Hasta que llegó el viaje de trabajo que lo cambió todo.
El doctor Stone tenía las miras puestas en un innovador sistema médico que podría salvar a muchos de sus pacientes. Pero no podía dejar de pensar en la directora financiera, cuya fría actitud escondía un secreto que le había cambiado la vida. Cuando su insaciable pasión tuvo una consecuencia inesperada, ¿lograría el soltero más codiciado del Hospital Mercy convencer a Avery de que sus sentimientos eran auténticos?




09 Mi querido vecino

¿Habría diagnosticado erróneamente el verdadero amor como un simple caso de amistad?
¿Por qué había alquilado el apartamento que estaba encima de su casa a otro doctor? Jill Beck, madre soltera, conocía muy bien a dichos profesionales, sobre todo a los que eran tan guapos como Adam Stone. Por eso, ella no iba a involucrarse con aquel médico de familia.
Adam pensaba que Jill era una casera muy atractiva, pero sabía que mantener un romance con ella no le ayudaría a ganarse el respeto de los vecinos de la ciudad. Aunque podían ser amigos… sin ningún romanticismo de por medio.