Mostrando entradas con la etiqueta Maria Sala. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Maria Sala. Mostrar todas las entradas

lunes, 6 de octubre de 2014

María Sala - El guardián de tus secretos


La familia Calero de Ávila representa el poder, el honor y la reputación intachable. Don Adolfo Calero ha criado a sus dos hijas con una severa moralidad cristiana poco frecuente en nuestros días. Una de sus frases favoritas es: la mujer decente no sólo debe serlo, sino también parecerlo. Su ojito derecho es Silvia, la mayor de sus hijas, una muchacha hermosa y tranquila que obedece ciegamente cualquier orden que provenga de él. Silvia ama a Don Adolfo casi tanto como le teme. Violeta Calero es harina de otro costal, una vergüenza para Don Adolfo. A sus diecisiete años siempre anda metida en líos, descuida sus estudios y pierde el tiempo con los chicos del pueblo. Aunque Violeta se esfuerza por complacer a su padre, las camisas recatadas y las faldas plisadas no están hechas para ella.
Adolfo Calero ya da por perdida a la menor de sus hijas, así que prefiere centrar toda su atención en la búsqueda de un prometido adecuado para Silvia. En realidad, ya ha puesto los ojos en Eduardo Vargas Rojas, un joven bien situado que pertenece a una familia de rancio abolengo, amigo de la infancia de sus dos hijas. Desde luego a Don Adolfo no le pasa desapercibida la carita de cordero degollado que pone Eduardo cada vez que ve a Silvia, en las frecuentes visitas que hace a la familia Calero. El problema es que Silvia ya está enamorada de otro hombre, un estudiante joven e impetuoso que le ha jurado amor eterno. Por desgracia del amor más puro pueden nacer las traiciones más oscuras. Cuatro corazones han comenzado a latir poniendo en marcha la compleja rueda de la fortuna. Solo un amor verdadero conseguirá sobrevivir a una complicada tela de araña tejida con mentiras, engaños y traiciones.