Mostrando entradas con la etiqueta Lydia Dare. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Lydia Dare. Mostrar todas las entradas

lunes, 6 de agosto de 2012

Lydia Dare - Serie Los Hermanos Westfield 1,2,3


01 Los hermanos Westfield
El humor de él va empeorando a medida que que se acerca la luna llena...

Las reglas de la alta sociedad pueden llegar a ser horrorosas, sobre todo cuando eres un hombre lobo y estás en ese irritante período lunar. Simon Westfield, duque de Blackmoor es un hombre rico, poderoso y endiabladamente apuesto, que se ha pasado toda su vida protagonizando un escándalo tras otro. Tampoco es que su temperamento le ayude mucho a conseguir lo contrario; un temperamento que la señorita Lily Rutledge parece no temer lo más mínimo, de hecho, ella es tan indomable o más que él...

Una mujer cuyos encantos son más poderosos que la luna...

Cuando el comportamiento del adorado sobrino de Lily se vuelve inpexplicablemente salvaje, acude a Simon, el primo y guardián del chico, en busca de ayuda. Pero la idea que Simon tiene de "ayuda" difiere mucho de la de ella y Lily, de pronto, se ve instalada en su mansión y prometida a ese granuja que le quita el aliento. Y, entre mordisco y mordisco, cada uno irá descubriendo los oscuros secretos de los otros.
 

02 - Oscuro y Feroz
Lord Benjamin Westfield es un poderoso hombre lobo. O al menos lo era, hasta que una noche de luna llena no se transforma.

03 - Mi hombre lobo
Ni siquiera pueden estar juntos en la misma habitación…
Desde que su escapada para casarse fracasó hace años, Prisca Hawthorne se ha burlado, ha insultado y tratado de apartarse de él. Ojalá no se le rompiera el corazón cada vez que lord William Westfield la deja…
Pero mantenerse alejados es mucho peor…
Lord William se da a la bebida, al juego y a la vida disipada y pretender que Prisca no se preocupe en absoluto. Pero cuando regresa y se encuentra un lobo rival que compite por su mano, no se detendrá ante nada con tal de reclamar a la mujer que debería haber sido suya en todo momento.
¿Podrá Prisca perdonar lo imperdonable o estos dos amantes se verán obligados a librar una guerra de voluntades que podría ser fatal?