Mostrando entradas con la etiqueta Lion Feuchtwanger. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Lion Feuchtwanger. Mostrar todas las entradas

lunes, 11 de julio de 2016

Lion Feuchtwanger - La Hija De Jefte

El sacrificio de Ja’ala, en cumplimiento de la promesa hecha por su padre de dar muerte al primer ser vivo que avistara si volvía victorioso en su guerra contra los amonitas, es un relato de ambiciones, fidelidades y guerra en los tiempos remotos del pueblo de Israel. Lion Feuchtwanger —autor de La judía de Toledo y Goya— recrea una época histórica, la Edad del Bronce, en la que el pueblo de Israel vivía dividido en tribus y en constante lucha con los pueblos que lo rodeaban, no solo por la supremacía humana, sino también —y sobre todo— de unos dioses sobre otros: el destino como instrumento y voluntad divinas.

Los personajes están descritos con gran vigor en sus intenciones, sus conflictos internos y sus sentimientos. El autor analiza la naturaleza humana y las motivaciones que empujan al hombre a actuar, dando a los hechos una interpretación rica y apasionante, aplicable a cualquier época y situación.

sábado, 9 de julio de 2016

Lion Feuchtwanger - El Judio Suss

El, protagonista de esta novela es el rico y prominente banquero judío Reb Joseph Süss-Oppenheimer, personaje histórico que vivió en los primeros decenios del siglo XVIII, y fue consejero de finanzas y protegido del duque Karl-Alexander de Wúrtteinberg. Como se había ganado muchos enemigos con su política fiscal, a la muerte de su protector fue procesado por traición y condenado a morir en la horca.
En la obra, el duque es de temperamento alegre y valiente, libertino y violento, y es Súss quien dirige la vida económica del país, impone onerosos impuestos y viola sistemáticamente las leyes. Desde luego, defiende los intereses de su amo, pero tampoco olvida los propios.
Süss ama el lujo, la riqueza y las mujeres, y para hacerse cada vez más necesario, favorece los amoríos del duque, quien con su complicidad logra seducir a Magdalena, la hija de un prelado. Éste, para vengarse de Süss, hace entrar al duque en la casa donde vive en retiro Noemí, la hija del judío. La joven, resistiéndose a los deseos del duque, se mata. Süss, trastornado por la pérdida de su hija predilecta, se dedica entonces a fraguar la ruina de su señor: lo convence para dar un golpe de estado, instaura un poder absolutista y luego lo denuncia a los miembros del parlamento.
El duque muere cuando se entera de la acusación, y con este castigo podría parecer que Süss logra sus propósitos. Entonces se produce en él un cambio sustancia: la venganza pierde su valor y sólo en la expiación le será posible encontrar la paz. Para salvar a sus cómplices, asume él toda la culpa, se denuncia y sufre un proceso largo y terrible en el que se desahogan todos los odios y rencores acumulados durante muchos años. Podría salvarse renunciando a su religión, renegando de sus padres, y atribuyéndose el merito de haber puesto al descubierto los planes del duque. Pero Süss no quiere valerse de ninguno de estos argumentos y, para salvar su alma, acepta serenamente la muerte.
Ubicada en el expresionismo, la novela presenta y reconstruye con riqueza un amplio cuadro de la época: vida, costumbres, clases sociales y despotismo de la corte alemana. No está excluida la fantasía, sin embargo, el autor subordina La verdad de los hechos históricos a una misteriosa fatalidad, la cual determina todos los acontecimientos que se desarrollan en la novela.

domingo, 19 de junio de 2016

Lion Feuchtwanger - Los Hermanos Oppermann

Escrita prácticamente en el mismo momento en que se sitúan los hechos que en ella se narran, Los hermanos Oppermann es una novela histórica que retrata de forma difícilmente superable el progresivo auge del nazismo y la instauración de su brutal estrategia de persecución y exterminio de sus «enemigos». Urdida en torno a los Oppermann, una familia judía de la alta burguesía de Berlín, la obra, escrita en 1933, resultó ser trágica y sobrecogedoramente clarividente acerca de lo que habría de acabar sucediendo en la Alemania nazi. Ni uno solo de los personajes de este libro existió documentalmente dentro de las fronteras del Reich alemán en los años 1932-1933, pero sí la totalidad de ellos. Para conseguir la veracidad del retrato de los tipos, el autor tuvo que borrar la realidad fotográfi ca de cada rostro. La novela Los hermanos Oppermann no reproduce hombres reales, sino históricos.El material sobre las concepciones, moral y usos de los populares en Alemania se encuentra en el libro de Adolf Hitler Mi lucha, en los relatos de quienes se escaparon de los campos de concentración y especialmente en las notifi caciones ofi ciales de la Gaceta del Reich del año 1933.

viernes, 17 de junio de 2016

Lion Feuchtwanger - Serie Flavio Josefo 1,2,3

01 - La Guerra De Los Judios
Esta novela de Lion Feuchtwanger, autor ya consagrado entre los lectores de habla española, es una apasionada historia de amor y violencia, ocurrida en el siglo XII, y que, a través de siglos, ha ocupado la imaginación de los lectores. Narra la pasión que el rey Alfonso VIII de Castilla sintió por la judía Raquel, hecho que registran las crónicas de su biznieto, el rey Alfonso X el Sabio. La acción transcurre en una época todavía en parte sumida en la barbarie, en la que el arrojo de aquellos nobles castellanos, fruto de una fe sin fisuras, y el ansia de matar, junto con su ilimitado orgullo, destruyeron sin remordimiento las maravillosas ciudades y reinos que otros habían creado. Solo aquel que perciba la irresistible atracción de ese mundo de aventuras podrá entender la historia de Raquel y el rey. Raquel conoce las funestas consecuencias de la temeridad de Alfonso y, pese a a todo, lo ama. Entre todo lo que a ella le atrae de aquel hombre, que la llevará a la desgracia, Feuchtwanger ha simbolizado la seducción que emana de la guerra, de la aventura, que a veces deslumbra al más claro entendimiento. El autor dice que no ha pretendido glorificar el heroísmo descabellado, sino revivir su esplendor y encanto, haciendo visible la magia del atractivo mundo caballeresco de la Edad Media, todavía irremediablemente vivo. Este libro no es solo historia, sino que esclarece y da sentido a algunos problemas de nuestra época.

02 - Los Hijos
después de La guerra de los judíos, esta obra es la segunda parte de la trilogía dedicada a la vida del historiador judeo-romano Flavio Josefo. Josef ben Matatías, apodado Flavio Josefo, vive su momento de máximo esplendor. Ha llegado a ser el favorito del emperador Tito, es miembro de la nobleza romana de segundo rango, y su efigio figura entre las esculturas de los grandes escritores en la sala de honor del Templo de la Paz. Pero la dureza de la realidad romana impone límites a su ambición.








03 - El Dia Llegara
Después de La guerra de los judíos y Los hijos, ésta es la tercera parte de la trilogía monumental que el gran novelista alemán Lion Feuchtwanger dedicó a la vida del historiador judeo-romano Flavio Josefo. Feuchtwanger intuyó, en la fabulosa historia individual y colectiva de esa época, una gran oportunidad para un escritor comprometido, contemporáneo de Hitler. Ésa y no otra era la preocupación central de su quehacer literario. Y, fascinado por las figuras que podríamos decir pertenecen más a la mitología que a la historia de Occidente, Feuchtwanger construye una saga caleidoscópica en la que insufla, junto con los elementos más apasionantes de toda buena trama novelística, la descripción verosímil de una época histórica que, así, cobra vida en la imaginación del lector; y, con ello, no lo olvida, no: un mensaje dirigido específicamente al público de este siglo, atormentado por fenómenos sociales, políticos y militares singularmente afines a los de veinte siglos atrás.

jueves, 5 de enero de 2012

Lion Feuchtwanger - La judia de Toledo

Sinopsis:
Esta novela de Lion Feuchtwanger, autor ya consagrado entre los lectores de habla española, es una apasionada historia de amor y violencia, ocurrida en el siglo XII, y que, a través de siglos, ha ocupado la imaginación de los españoles. Narra la pasión que el rey Alfonso VIII de Castilla sintió por la judía Raquel, hecho que registran las crónicas de su biznieto, el rey Alfonso X el Sabio. La acción transcurre en una época todavía en parte sumida en la barbarie, en la que el arrojo de aquellos nobles castellanos, fruto de una fe sin fisuras, y el ansia de matar, junto con su ilimitado orgullo, destruyeron sin remordimiento las maravillosas ciudades y reinos que otros habías creado. Sólo aquel que perciba la irresistible atracción de ese mundo de aventuras podrá entender la historia de Raquel y el rey.